Aprender a tocar a una mujer

Aprender a tocar

Muchas veces nos olvidamos donde debemos tocar a una mujer, descuidamos ciertos lugares claves para ir directamente a lo que nos interesa (meterlo). Es necesario documentarse al respecto, aprender a tocar a una mujer, saber como y cuando hacerlo,. Necesitamos innovar y explorar nuevos lugares del cuerpo para llevar a una escort sevilla o escorts mallorca a un clímax inesperado y satisfactorio

Podemos activar cada parte del cuerpo con una simple caricia, un abrazo o un masaje. Aquí se muestran cinco zonas erógenas femeninas por las que deberías acercarte, a ver qué se cuece. Todo esto forma parte de esos juegos previos al encuentro. Si quieres aprender a tocar a una mujer, debe prestar atención a estos 5 puntos erógenos.

La cabeza y el cuero cabelludo
Los masajes en el cabello resultan siempre agradables. Si a un simple movimiento de las yemas de los dedos le añadimos un poquito de picardía y caricias que vayan desde el cuello hacia la barbilla que desemboquen por toda la cara, activaremos otras muchas zonas y conduciremos a la otra persona a un estado de bienestar y calma.

Si ejerces una presión suave con los dedos sobre el centro, a modo de masaje, y acompañándola con relajantes círculos en el cráneo, comenzará a liberar tensiones y ayudarás a entrar en una situación de completo relax. Acompañar estos movimientos de una respiración apropiada, el constante contacto de las manos con su cuerpo y comenzar con besos y caricias.

El vientre
La zona del abdomen es el centro de la energía del cuerpo. Al estimularla el cuerpo empieza a irradiar calor y lo transmite a todo el cuerpo. Acariciándola con las temas de los dedos desde la cintura hacia el ombligo –suavemente y sin hacer cosquillas en el caso de que las hubiera– podemos excitar poco a poco a la otra persona.

Los pliegues de la piel
Las rodillas, los codos, los antebrazos, las muñecas… ¿Se te habían pasado por alto estas zonas? Pues acariciarlas y estimularlas, tanto con suaves movimientos de las yemas de los dedos como con los labios e incluso con la lengua, puedes usar la cara y la boca para estimular la zona intensificará las sensaciones e irá convirtiendo la sensación de placer agradable en un deseo carnal
Normalmente estas zonas son pasadas por alto, excitarlas adecuadamente puede llevar a que la mujer se estremezca y sienta un cosquilleo nuevo.

Los pies
En las plantas de los pies hay miles de terminaciones nerviosas por lo que masajearlos adecuadamente puede, además de relajar y dar placer, activar otras muchas partes del cuerpo.
Nunca caricias demasiado suaves, lo mejor es calentar la zona agarrando los pies con las dos manos y utilizando las yemas para activar la planta. Puedes masajear el tobillo y el talón en pequeñas rotaciones. Otra técnica que puedes utilizar es apoyar la planta de sus pies en tu pecho para que sienta tu respiración, acercártelos a la cara e incluso puedes mordisquearlos o lamerlos.

Todo el cuerpo
¿Por qué centrarte en una sola zona cuando puedes masajear su cuerpo entero? Es importante que utilices el peso de tu cuerpo para activar cada zona que toques. No nos referimos a un peso muerto, no se trata de tumbarse sobre ella y asfixiarla, debes hacerlo de una forma que ella pueda sentir que son tus manos las que le cogen, que sienta el calor y el rose.

Si estas en la intimidad con una escorts lo ideal es conseguir la sensación de desnudez de cuerpo con cuerpo, dejando total libertad al sentido del tacto. Puedes empezar el juego dando un masaje a tu pareja o a la escorts, ella sentada apoyando su cuerpo sobre tu pecho y masajeando sus brazos de arriba abajo antes de tumbarla y hacer lo propio con el resto de espalda, cuello, hombros, cintura, coxis, las piernas, etc. Un tip importante: es cosa de dos, aprender a tocar no es difícil, con un poco de dedicación y sutileza puedes lograr que tu escort o tu pareja llegue al climax.

Sin Comentarios... ¡Escribe Uno!

Sé el primero en unirte a esta conversación.

¡Danos Tu Opinión!

  • (No será publicado)